¡Ya basta!

Ya basta de poner a la policía de “los malos de la película”.

Ya basta de hacer montajes en los que la única parte que se ve es en la que aparecen policías llevándose a la fuerza a diferentes personas.

Ya basta de poner imágenes de la policía dando palos con las extensibles mientras la gente grita y grita.

Llevo tiempo sin escribir por aquí y tengo muchas más cosas que contar que, por falta de tiempo aún no he podido hacer, pero hoy he querido comenzar con esto porque de verdad, estoy harta.

Estoy harta de ver este tipo de vídeos, estoy harta de leer todo tipo de comentarios sobre la vergüenza ajena de da la policía por la violencia …

En primer lugar … Gilipoyas hay en todos lados, sí, eso no lo voy a negar, pero imbéciles es que los tenéis en la policía, en sanidad y hasta en la frutería del barrio.

En segundo lugar, SÓLO y exclusivamente se muestra la parte mala … Lo que dicen o “los palos” que dan; pero no ponéis las conversaciones previas, el cómo han llegado a ése punto y hasta ése extremo.

Hay situaciones que se crean tanta tensión que puede ser complicado controlarse, pero por una parte y por la otra. Con esto digo, hay personas que, literalmente, han mandado a varios policías al hospital y qué, ¿dónde se ven esas imágenes?.

Nadie tiene en cuenta que son personas, que visten un uniforme y acatan unas órdenes. ¿Vosotros de verdad nunca empatizais?, ¿nadie trabaja de cara a un público? y … ¿a que a todos nos gusta que nos traten bien?, porque luego, se da la vuelta a la tortilla y, la persona a la que tú estás atendiendo hoy, mañana puede que la atiendas tú.

Se ven muchos vídeos en las que sacan arrastras a personas mayores … Ya, pero por qué así y … ¿pensáis que es plato de buen gusto para ellos?. En muchos de esos vídeos se ve como golpean a personas con las extensibles, bien, os aseguro, que muchas de ésas imágenes, esos “palos” no se están dando con toda la fuerza que creemos … No, con la fuerza que creemos que pegan harían muchísimo más daño; que no deberían ni hacer eso, puede, pero vuelvo a lo mismo … ¿por qué han llegado a eso?- También se ven cómo se llevan arrastras a personas con brechas en la cabeza, por ejemplo, pero … ¿dónde se la llevan, a un rincón a seguir pegándole o a resguardarla y atenderla?. Y hasta se ven imágenes en las que empujan a la gente … Ya, pero vuelvo a mi eterna pregunta … ¿qué ha pasado hasta llegar ahí?.

Y otras preguntas … ¿a nadie le han dado ganas de hacer eso a algún cliente?, ¿a algún médico?, ¿algún dependiente?, ¿a algún compañero?, ¿a algún jefe?, ¿a algún subordinado?.

Este es mi blog personal y diré que he vivido experiencias personales en las que ha tenido que intervenir la policía y otras que he visto de cerca aunque no me han tocado en primera persona y, os aseguro que, JAMÁS me han dicho una palabra más alta que otra; NUNCA me han dado con la extensible, ni empujado, ni faltado al respeto de ninguna manera imaginable.

En mi opinión creo que esto es más bien un “RECIBIMOS LO QUE DAMOS”, ni más, ni menos.

Lo que a mí sí que me da verdadera VERGÜENZA AJENA no son los cuatro idiotas de turno por los que pagan todos, lo que me da vergüenza es ver cómo menores de edad se ríen en la cara de las autoridades, cómo no saben el significado de la palabra RESPETO, el hecho de que la desconozcan, que no sepan su significado, ESO, es lo que a mí me da vergüenza. Me da vergüenza ajena que las generaciones venideras tengan todo en bandeja (y eso que mi jamás me faltó de nada gracias al esfuerzo y trabajo diario de mis padres), pero lo que da vergüenza es que no sepan valorar absolutamente nada, que se rían de todo, que no estudien, ni muestren más interés que en ser unos “influencers”, o ver cuántos likes tienen sus fotografías en Facebook, cuántos “followers” en su twitter o instagram o cuántas visitas tienen sus vídeos  de Youtube, algunos realmente denigrantes.

ESO SÍ QUE DEBERÍA DARNOS VERDADERA VERGÜENZA AJENA Y LO QUE DEBERÍA REALMENTE DARNOS MIEDO, porque muchos de estos, serán los cuatro energúmenos que el día de mañana darán mala prensa a todas las profesiones, no sólo a la de los cuerpos de seguridad del estado.

0